Alergias primaverales del perro

No solo nosotros sufrimos con la primavera. Nuestras mascotas también lo hacen. La llegada de la nueva estación hace que muden el pelo y que puedan sufrir algún tipo de alergia: picores en la piel, ojos llorosos, estornudos, etc.

ALERGIAS MÁS COMUNES

Las alergias son reacciones causadas por la hipersensibilidad del sistema inmunitario frente a determinadas sustancias. Un perro alérgico lo será siempre, pero la intensidad y los síntomas varían en función de cada caso.

El número de perros alérgicos ha crecido de forma espectacular durante los últimos años, hasta el punto de que casi uno de cada siete perros padece algún tipo de alergia, no solo al polen primaveral sino también a las pulgas, a los alimentos, al polvo e, incluso, a ciertos tejidos.

La alergia por inhalación es una de las más frecuentes. Sus síntomas consisten en que el perro se lame y mordisquea entre los dedos, la zona inguinal y genital, se rasca de manera compulsiva y puede padecer otitis. Esta alergia se diagnostica con un test específico y el tratamiento consiste en vacunas, antihistamínicos, cortisona o champús con propiedades antiinflamatorias e hidratantes.

CÓMO RECONOCER UNA ALERGIA

Tu peluquero canino puede ayudarte en estos casos. Como profesionales estamos en contacto directo con el pelo y la piel del animal, así que podemos detectar si:

  • El perro tiene la piel enrojecida o con descamación.
  • Tu mascota tiene pérdidas importante de pelo.
  • El animal tiene irritación de oídos o de ojos.
  • Tu mascota se rasca o se encuentra más nerviosa de lo habitual.

Una vez detectados estos síntomas lo más recomendable es acudir al veterinario para que le ponga el tratamiento adecuado a tu perro. Una vez que ya sepas cómo tratar la alergia de tu mascota es importante que sigas al pie de la letra las indicaciones del veterinario para que tu mascota se recupere lo antes posibles, aliviándole así, todo tipo de malestar producido por su alergia.

Recommended Posts